Baño relajante en casa

Porque uno de los lugares donde más tenemos que llevar a cabo tareas y tratamientos de relajación, es importante que prepares un baño relajante que te ayude a aprovechar los ingredientes que te ofrece la naturaleza.
 
Planear un baño relajante puede ayudarte a limpiar los poros de la piel, pues estos estos se abren y para dejar salir toda la suciedad de tu piel.
 
La arcilla es un elemento que puede ayudar a la circulación de la sangre, mejoramiento de la piel y a hacerla mucho más tersa. Puede utilizarse la arcilla verde, roja o amarilla directamente en la piel.
 
Antes del baño ,es importante que con ayuda de un guante o zacate, realices un ligero masaje en todo el cuerpo para eliminar las células muertas que comenzarán a caer y se eliminarán por completo al momento del baño.
 
Si tomarás un baño en un atina, agrega 15 gotas de aceite esencial de lavanda, 10 de limón y 10 de romero junto con 1 puñado de sal marina disueltas en un vaso de leche y deja que haga efectos en tu piel.
 
Fuente: El pequeño Larousse de los consejos y secretos de las abuelas, Barcelona: de Larousse, Edición en español. Pág.:193




SUSCRIPCIÓN