Exfoliación de codos y rodillas

La aparición de las células muertas en la piel es una acción natural diaria, que se hace más visible en las zonas que tiene mayor contacto con los contaminantes del medio ambiente, por esta razón, es necesario tener el cuidado adecuado.
 
Los codos y las rodillas son áreas a las que se les debe prestar mayor atención al realizar tratamientos de belleza, debido a que constantemente se encuentran expuestas al sol y tienen roce constante con la ropa, por esta razón, su textura llega a ser más áspera y reseca.
 
Las exfoliaciones son un gran aliado para mejorar la apariencia de estas zonas, realízalas a la hora de la ducha usando un poco de sal de mar y aceite de almendras, frota con movimientos circulares suaves y deja actuar por 5 minutos; pasando el tiempo retira con abundante agua tibia.
 
No olvides tener una rutina de limpieza diaria y proteger la apariencia de la piel usando cremas hidratantes.
 
Consulta a tu dermatólogo para que te asesore sobre el cuidado de tus codos y rodillas dependiendo tu tipo de piel, así como conocer el número de veces a la semana que debes realizar las exfoliaciones. 
 
 
Fuente: Grupo SNS, Salud Actual




SUSCRIPCIÓN